Fotografía

Expresión

Hace ya treinta años que la semiologia de la imagen hizo su apariciojn en el campo de las ciencias humanas y sociales. En primer termino fue su ambito exclusivo de investigacion, pero luega esta disciplina fue ocupando preograsivamente un espacio en la enseñanza, primero a titulo experimental, luego de manera mas sistematica. En la enseñanza primaria y secundaria se trataba de despertar el espiritu critico del joven lector (consumidor) de imagenes, haciendole tomar conciencia de que la imagen no es una replica pura del mundo, sino que se crea y se descifra en funcion de ciertas reglas; en la enseñanza superior, esta forma de despertar la conciencia se acompañaba de una reflexion mas teorica sobre la especificidad del lenguaje visual, tomando en cuenta la evolucion de la investigacion.

Es tierno el morbo que produce la acción de dibujar una imagen que nos generó un sentir en un instante dado del tiempo con nada más que luz para que perdure en el mismo. Hoy, la viralización de la inmediatez que irrumpió en nuestros tiempos de la mano de la interconexión global, los smartphones y las redes sociales, ha alcanzado que la fotografía sea la más utilizada y frecuentada práctica artística de nuestros días.

Me gustaría admitir que las fotos hoy persiguen un objetivo meramente artístico, expresivo o «extrospectivo». Sin embargo, es cada vez más apreciable la popularización de la palabra fotografía. Se ha metido tanto en nuestras vidas que casi se ha vuelto una de esas palabras que engloban mucho y dicen poco.Toda persona que tenga hoy un celular puede sacar fotos y en el mercado se ofrecen miles de opciones que se acomodan a cada bolsillo. 

Esto deja en claro la contradicción que la evolución de este arte ha creado. Por un lado se anhela la fotografía que expresa, que revive recuerdos, que hace nacer historias y despierta sentires. Pero, al mismo tiempo, la «fotografía» es también selfis multiplicadas en redes sociales que inculcan gustos posando en nuestras manos ráfagas de imágenes algorítmicas que nos llevan a olvidarnos e ignorar tan rápido como ésta velocidad a la que corremos la vida.

Así es como lo único que me queda añadir es aquello que logre permitirme hacer con mi ruido y brillo. El efecto de ese sonido y resplandor que siento por la belleza que nos rodea, lo escucho, lo atrapo y que causa que sienta lo viva que es la vida me enseña a apreciar su peso. Ese peso es todo un experimento. Me conduce a definir lo que me significa esa luz, esa sombra, ese color, esa persona,  esa linea, esa textura, ese lugar, ese día, esa vida, ese objeto, ese mar, esa arruga, ese sentir es ahora un momento único en una fotografía.

TéCNICA

Es importante tener en cuenta que algo para decir es solo suficiente para motivarnos a agarrar impulso para el salto que nos sumergirá en el entretenido aprendizaje, dedicación y práctica de ésta técnica. Aprender fotografía es como aprender a escribir. Primero se aprenden las letras que forman palabras, luego se deletrea y más adelante organizamos nuestra gramática. Pero, uno no  se hace escritor sino hasta que tiene ideas que solo quiere expresar a través de palabras.

Del mismo modo, la teoría fotográfica es el medio que permite alcanzar un fin visual que busca expresar a través de imágenes. Así nos encontramos con que la teoría existe para apoyar la práctica. Incluso los/las fotógrafos/as más imaginativos necesitan comprenderla. Ésta valida el fotografiar en la proporción en que le ofrece un mejor control y confianza en sí para alcanzar lo que se desea decir. En cierto sentido es una disciplina.

Nos requiere tanto tiempo de práctica desarrollar la técnica, cuanto conocimiento de principios básicos de óptica, física y química.  Por suerte, es un aprendizaje entretenido y muy interesante. Tal y como suele serlo con aquellas cosas que realmente nos gustan. Es necesario dejar en claro, que menciono la química como parte de los principios de la fotografía, porque éste espacio y las palabras que vienen a continuación se enfocan en la fotografía analógica (la material).

Las cámaras digitales contemporáneas, profesionales reflex al igual que las que vienen incrustadas al celular, deben su existencia a las observaciones y reflexiones originadas de la física y la óptica. La porción de química que requiere la fotografía analógica durante el proceso de revelado de la imagen registrada, ha sido vastamente reemplazada por la realidad virtual que proyectan las brillantes pantallas móviles.